lunes, enero 01, 2007

Los precios y la producción: Caso soja de segunda en el SE de Buenos Aires


Es muy común entre los enemigos del campo escuchar que los precios de venta no inciden en el nivel de producción. En los 70 decían que la producción no podía aumentar como respuesta a los estímulos (lo que demostró ser falso) , y ahora muchos cráneos piensan que los productores seguirán produciendo cosechas record por más que poden los precios internacionales.
Las situaciones en las que los precios determinan los niveles de producción no solo se dan en las áreas marginales, sino que en áreas como el Sudeste de Buenos Aires, los precios pueden determinar la siembra o no de la soja de segunda(soja sobre trigo recién cosechado), con la alternativa de dejar los lotes con aprovechamiento casi nulo(pastoreo liviano de rastrojos) en el período Enero-Junio de cada año.
El siguiente gráfico nos muestra el rinde de indiferencia(nivel de producción por hectárea en el que no ganamos ni perdemos) para este cultivo en la situación que tuve personalmente que definir hace una semana: Una propuesta de arrendamiento para soja de segunda por una superficie muy importante, pagándole al dueño el 20% de la cosecha.

Supuestos: 50% semilla propia, 50% fiscalizada. Sin fertilizante(aprovecha residualidad trigo)
Los precios extremos elegidos son 110 U$S como mínimo, que sería el precio interno si los mercados internacionales bajaran al nivel de 2001 y se mantuvieran las retenciones, y 250 U$S, que sería probablemente el precio actual si éstas no existieran. Con un precio esperado a cosecha de U$S 180 me da un rinde de indiferencia de 9 quintales. teniendo en cuenta que un rinde de segunda promedio puede andar alrededor de los 12 qq, la decisión de cerrar el trato me parece adecuada, a pesar de que en un mal año como el pasado, en ese mismo campo el promedio fue de solo 6 quintales, y de que en algunos casos la helada temprana hizo que se perdiera completamente el cultivo.
Pero afinemos el análisis. Esta demostrado que por cada día de atraso, el rendimiento se reduce en 56 kg/ha , lo que resulta crítico, ya que el trigo se cosecha, según el año, entre el 20 de Diciembre y el 15 de Enero. Como la capacidad de sembradoras es limitada, estamos en una carrera contra reloj en la que a partir de cierta fecha debemos abandonar la idea de sembrar soja de segunda porque nos exponemos a un fracaso con alta certeza.
También se destaca que en suelos de menor profundidad, los resultados son mucho más aleatorios.
En base a estos datos construí curvas para determinar hasta que fecha límite se podría sembrar soja de segunda, pagándole al dueño de la tierra el 20%, y teniendo un 15% de rentabilidad sobre costos.

Supuestos: Costos anteriores. Suelo profundo parte de 22 qq el 20/12 y disminuye 54 kg/ha/día. Suelo somero parte de 18 qq el 20/12.
En el caso de los mejores suelos, la zona gris sería la que daría pérdida. En el caso de suelos de menor profundidad, tanto la azul como la gris dan resultados negativos.
Vemos que con los precios actuales conviene abandonar la siembra el 2 de Enero en suelos someros, y el 10 de Enero en suelos profundos. Con el precio sin retenciones, estas fechas se corren 4 días hacia adelante. Con el precio de 2001 menos retenciones, las fechas límites serían 22 y 29 de Diciembre respectivamente.
Cómo llevamos al campo de la macroeconomía este análisis empresario?
Cada adelantamiento en la fecha límite significa hectáreas que no se siembran, y estamos hablando de cientos de miles de hectáreas. Con un precio de U$S 110, prácticamente se puede hacer una pequeñísima área(no hay tiempo), y solo en los mejores suelos; con buenos precios, en un año normal se podría cubrir el 90% de la superficie de trigo.
En buen romance, si consideramos que por este barrio se siembran 500.000 ha de trigo, lo que se juega a fin de cada año en este rincón de la provincia son 600.000 toneladas de soja. Y la decisión es en función del precio, y del efecto del clima en la cosecha del trigo, cuanto antes se coseche, más hectáreas serán factibles.

2 comentarios:

ayj dijo...

solemante un a pregunta, el 20% al dueño, cuanto le queda neto en gral? existe se dato?

Mariano T. dijo...

Con 5 quintales de rinde le quedan, a precio actual 17 U$S.
Con 20 quintales le quedan U$S 68.